¿Qué es el analfabetismo financiero? Sigue estos trucos para combatirlo

16 septiembre, 2021
Comparte

En el momento de organizar nuestras finanzas, hay una serie de conceptos que debemos tener muy claros. Las facturas de la luz, los recibos de las compañías telefónicas, el IBI, el IVA… Hay muchas palabras que debemos dominar si queremos mejorar nuestra capacidad económica y evitar ser víctimas del analfabetismo financiero.

Los obstáculos son muchos, porque el día a día en el trabajo es frenético, y entre nuestro puesto laboral y los niños apenas tenemos tiempo para dedicarnos a la educación financiera. La Global Financial Literacy Survey confirma que este es uno de los grandes peligros para los españoles, porque el 51% de ellos no tiene conocimientos básicos en finanzas ni saben distinguir entre IPC y PIB, mientras que un 50,6% no sabe qué es ni qué significa cada concepto. 

El instituto Aviva ofrece otras cifras, para que nos demos cuenta de las dificultades que tenemos para prestar atención al cuidado de nuestras cuentas. En total, cerca del 35,6% de los españoles no sabe explicar aspectos básicos de la nómina, como aportación a la seguridad social, IRPF, devengo, salario base o salario en especie; mientras que un 45% asegura que necesita ayuda a la hora de hacer la declaración de renta. 

Hoy, desde Caja Rural Central te queremos ofrecer unos consejos para que conozcas y comprendas todos los conceptos necesarios para tomar decisiones financieras en tu vida.  

Ahorra y aprende educación financiera con estos trucos

El primer paso para disfrutar de unas buenas cuentas consiste en tener claras cuáles son nuestras partidas. Para ello puedes valerte de Mis Finanzas, una herramienta digital gratuita que tienen todos los clientes de CRC en Ruralvía, su servicio de banca digital. En ella podrás desglosar todos tus ingresos y gastos, definiendo tus metas de ahorro para que consigas el dinero que necesitarás en los próximos meses con el mínimo esfuerzo.

Eso sí, para empezar a trabajar en tu ahorro, debes convertirlo en un hábito que te permita tener tu propio colchón financiero para prevenir cualquier tipo de gasto en el futuro. Pon en tu vida métodos  como el 50/20/30 o la fórmula de ahorro de Harv Eker, que te ayudarán a ahorrar mientras te diviertes explicándole a tus niños cómo pueden contribuir a la economía de la casa. 

También puedes ayudarte de las transferencias automáticas para conseguir tus objetivos financieros. Cada mes, podrás mover una parte de tu dinero a una cuenta de ahorro aparte para evitar la tentación de sacarlo cuando tengas que hacer pagos recurrentes, como las actividades extraescolares de los más pequeños. Además, puedes sacar otra cifra en forma de efectivo, para guardarla en un bote dentro de la casa y tenerla disponible cuando finalmente decidas que ha llegado un buen momento para utilizarla.

Eso sí, si estás acostumbrado a utilizar tu tarjeta de crédito, es importante que tengas un control exhaustivo de para qué se utiliza. Si es para compras diarias, como el supermercado, deberás tener presente qué día del mes se debe pagar lo gastado en la tarjeta de crédito, así evitarás generar deudas con sus correspondientes intereses bancarios. Si algún mes tienes una compra elevada, existe la opción de aplazar el pago en plazos que te resulte más sencillo, financieramente hablando, afrontar el gasto. De esta forma, podrás mantener tu capacidad de ahorro incluso en momentos difíciles para el bolsillo, como la Navidad.

Lo mejor para que empieces a combatir el analfabetismo financiero es empezar a documentarte. Es más fácil de lo que parece, porque con internet tienes acceso a muchos recursos digitales, como cursos online masivos MOOC o vídeos de youtube con explicaciones detalladas sobre conceptos que te serán muy útiles en el futuro. Además, puedes comprar juegos de mesa a tus niños para que se diviertan mientras entienden en qué consisten los gastos hormiga o por qué deberían evitarlos siempre que van a la cantina del colegio. 

Adopta hábitos sostenibles para mejorar tus finanzas 

¿Conoces hábitos sostenibles? Ya vivas en la ciudad o en el pueblo, siempre puedes seguir unas rutinas que te ayudarán a cuidar del medioambiente y de tus finanzas. Empieza por reciclar los residuos, cada uno en su contenedor correspondiente, y evita utilizar papel para organizar tus facturas, recibos o comunicaciones con tu banco. En CRC los clientes pueden consultar toda su información desde su cuenta en ruralvía, ya sea desde un ordenador o desde el móvil. 

En último lugar, es conveniente que estimules un consumo responsable de tus alimentos. Asegúrate de comprar productos frescos, verdes y sanos en tus tiendas de barrio, para contribuir económicamente a tu entorno. Apoya así al comercio local y no te olvides de llevar siempre una lista de la compra para no llevarte nada de más que no vayas a utilizar. 

Tus niños también pueden contribuir, con una paga mensual que puedan administrar por su propia cuenta. No dudes en pensar nuevas propuestas atractivas para que el analfabetismo financiero se convierta en una parte de tu pasado. 

 

Suscríbete a nuestro boletín de noticias
Si quieres estar al día suscríbete a nuestro boletín de noticias.
Suscríbete
También te puede interesar
Finaliza la I Edición del proyecto Gennera en la Universidad de Alicante

Esta formidable iniciativa buscaba soluciones para los retos del futuro Caja Rural Central, Energy Sistem y Goldcar

19 diciembre, 2018
¿Conoces Mis Finanzas? Cuida tu salud financiera con la solución de CRC

El servicio ‘Mis finanzas’ en ruralvía te permite tener una visión gráfica y completa de tu salud financiera, para que sepas cómo organizar tu día a día y planificar tus objetivos de ahorro.

28 agosto, 2020
Vive La Vuelta con Caja Rural Central

Te presentamos a nuestros ciclistas, el equipo Caja Rural-Seguros RGA, que se ha convertido en uno de los más veteranos de la Vuelta Ciclista formado por jóvenes y experimentados ciclistas.

21 agosto, 2018